domingo, 30 de julio de 2017

Huyendo de las aglomeraciones: Pico del Aguila en Canfranc

Después de nuestro fallido Gabardiella por el calor y los perros, subimos de nuevo Esther y yo para hacer un pico.  El pirineo está lleno de gente, pleno verano, fin de semana, operación salida con operación retorno… Los clásicos picos están muy solicitados estos días y no es lo que más nos apetece, así que nos decantamos por una montaña más modesta pero con unas grandes vistas, el pico del Aguila en Canfranc.

Pico también muy conocido en invierno por su corredor y por la vía normal bastante delicado en invierno, lo hice hace varios años y con suelo mojado o hielo tiene pasaos en su parte final bastante expuestos que pueden ponerte en más que un aprieto.

Madrugamos bastante y conforme nos acercamos empiezan a caer gotas y el cielo está bastante nublado, no puede ser...hay que pensar un plan B por si acaso, pero vamos a ir hasta allí, la meteo decía que hasta la tarde no había tormentas.

El principio de la excursión sale de Canfranc estación, al final de todo, se puede dejar la furgoneta en una zona de parking al lado del viejo túnel ferroviario, enfrente sale ya la ruta para andar. En los carteles indica Olla de Estibiellas.


Gran parte de la excursión transcurre por bosque, muy frondoso y bonito, poco a poco por la senda bien marcada se va cogiendo altura. 




A lo largo de la senda surgen desvíos a miradores y otras travesías con las que se puede enlazar esta excursión y hacerla circular, más larga, o incluso pasar al otro lado del valle . Cuando termina el bosque sales a una zona de piedras bastante inclinada pero que se sigue bien, hasta llegar a un collado debajo de la cima. Hay que hacer una pequeña trepada y llegar a la cima con sus grande vistas.

Un buen mirador de Tortiellas, Lecherín, Aspe, Anayet, Midi, Moleta y Collarada (estos dos últimos se van viendo durante toda la ascensión)




El día transcurre entre nubes y sol, un viento bastante más fuerte al llegar a la cima pero nada molesto que nos deja disfrutar un buen rato en la cima de las vistas, de la conversación con un padre y su hijo, de nuestro almuerzo y de la magnitud de estas montañas. Y todo esto sin habernos cruzado más que con este padre y su hijo y una mujer pero en la senda de abajo. ¡La montaña para nosotras solas y en julio!

Cima Pico del Águila Canfranc


La bajada la hacemos bastante rápida y enseguida llegamos abajo, así que aún nos da tiempo de bajar a Canfranc pueblo y juntarnos allí con mis amigos Esther e Ivan que estaban por la zona pero a ritmo bebe ☺

La excursión son unos 821 metros de desnivel y a nosotras nos costo unas dos horas subirlo.

¡Pero qué bien me ha sentado esta escapada!





domingo, 18 de junio de 2017

Olivera Trail Extrem

Lo de Extrem ya os digo yo porque es… ¡por la chicharra que pega!! Y por eso te la ponen a mitad de mañana para que no haya duda de que vas a sufrir con el calor, así si o sí seguro que pasas calor.

¿por qué una persona a la que le encanta el invierno y odia el verano se apunta a esta carrera? No lo se muy bien la verdad, la cuestión es que no se cómo me apunte y allí me planté.

Llegamos a Belchite y se ve mucho ambiente ya… me empiezo a encontrar con caras conocidas, eso siempre gusta porque te relaja, al menos a mí. 

Con Tere y Ramón de Mallorca

La carrera comienza en la parte vieja de Belchite, sino la conocéis merece la pena ir, aunque es muy triste recordar todo lo que allí paso  también creo que hay que conocer la historia. Se rodea el pueblo viejo y luego ya el resto de carrera discurre por los campos de Belchite, la primera parte vamos juntos los de las dos distancias pero luego cada uno tendremos nuestra cuesta diferente para luego volver a juntarnos y realizar la última parte del recorrido juntos.

Para mí, fue matador, no la subida, sino el último km y medio o dos kms, creía que nunca llegaba, de echo me paré varias veces porque era interminable está última parte, cuando ya estaba en la parte final, me dicen: venga eres la cuarta femenina, y yo pensé para mis adentros que no voy a correr más deprisa, que con este calor bastante estoy haciendo con no pararme a beber una cerveza, yo a mi ritmo, no me vaya a dar algo.

La organización muy bien, todo señalizado, avituallamientos, al llegar a meta agua, cerveza, naranjas….nos dieron un recuerdo y había entrada gratis a las piscinas.

¡Reto conseguido!







jueves, 8 de junio de 2017

Intento Pico Gabardiella

Ya hay ganas de hacer algo de monte, y ¿por qué no un día entre semana? ¿Por qué no hacer que la semana sea diferente haciendo un descanso laboral y hacer algo de montaña?

Hacía tiempo que había visto la excursión al pico de Gabardilella y lo tenía en mente, la vez que vinimos a hacerlo había caza y tuvimos que salir huyendo porque estaba plagada la zona de cazadores.
Este pico se encuentra en Guara pero en la zona no tan conocida de esta sierra y por tanto  menos masificada. Para comenzar la excursión hay que pasar Arguis y seguir carretera dirección Belsue, lo pasamos y casi a la altura de del desvío a Lusera.  En esta reseña viene muy bien explicada la excursión y el punto de partida.

Llegamos no muy pronto la verdad, habían dado nublado incluso lluvias, pero aquí no había ni una nube a la vista. Aparcamos, les damos de beber a la boli y joyu y nos ponemos en marcha. Vamos a muy buen ritmo, igual hasta demasiado deprisa, calienta mucho el sol y nuestros peludos empiezan a pedir agua, seguimos pero vemos que buscan la sombra y jadean demasiado. Aún seguimos un poco más, les damos más agua y nos quedamos prácticamente sin agua. En este momento empezamos a dudar ya de si vamos a poder subir, nos queda un rato para hacer cima  y los perros van ya muy cansados y apenas tenemos agua para ninguno.  Mientras estamos debatiendo el tema de seguir, joyu se tumba y dice que no sube, empieza a rascar en la tierra para hacerse un agujero y meterse dentro. En este momento vemos que es posible que le haya dado un golpe de calor.

Subiendo a Gabardiella, el calor aprieta


Después leyendo historias de golpes de calor en perros, creo que esto sólo fue un aviso porque muchos incluso de marean y caen desmayados y aquí no pasó nada de eso. No es ninguna broma un golpe de calor en un animal y puede llegar a morirse, por eso hay que evitar siempre salir a andar en horas punta y detectar cualquier señal que nos den, ellos nos van a seguir hasta el fin del mundo por eso aunque estén agotados nos seguirán y debemos estar atentos a cualquier señal. Yo debí haberme dado cuenta antes porque Joyu nunca se comporta de esa manera.



Después de este momento bastante crítico, todo quedo en un susto y  pudimos disfrutar del día, eso sí, sin andar, buscamos unas buenas sombra y unas buenas pozas donde se estuvieron bañando y alguna humana también se remojo, jejejejjeeje.




Un día muy intenso y lleno de muchas emociones, Gabardiella queda pendiente.



viernes, 7 de abril de 2017

Los mismos sitios con otros ojos: Oto, Broto, Asín de Broto, Bujaruelo

No voy a engañar a nadie diciendo que hago lo mismo que antes porque NO es cierto, pero lo que si es cierto es que no hemos dejado de hacer cosas, eso sí adaptándonos al momento.

Es más, ahora hacemos menos excursiones que cuando tenia tres meses, un año o año y medio que la llevábamos en la mochila y hemos subido ibones, algún pico fácil y excursiones sencillas. Ahora dice que tu tía a la mochila, que sabiendo andar y correr va a estar ella allí metida, sin libertad de movimientos, sin poder tocar y experimentar, así que de momento aunque seguimos intentándolo lo de la mochila o funciona, pero no damos por perdida la batalla.

En estos momentos nuestro universo es más pequeño según se mire porque ahora estamos descubriendo muchas cosas que antes nos habían pasado inadvertidas. El objetivo era ir a subir una montaña, hacer una travesía, hacer una cresta, escalar y era carretera hasta el lugar de partida y una vez allí manos a la obra, hemos pasado cientos de veces por lugares en los que nunca hemos parado y eso es lo que ahora estamos descubriendo. Estamos mirando con otros ojos y dejándonos sorprender por la sencillez de las cosas.

Este fin de semana nos hemos ido a Bujaruelo, en otra ocasión hubiéramos ido del tirón y por la mañana el sábado ya hubiéramos estado allí, este finde no llegamos hasta el domingo por la mañana, jajajajaja.

¿Cuántas veces habéis pasado por el cartel que indica Asín de Broto? Y cuántas os habéis parado a visitarlo? Sabías que cuenta con un esconjuradero? Yo no sabía ni lo que era, son una muestra de la cultura pirinaica, son construcciones dónde se invocaba a las tormentas u otras inclemencias, están relacionados con diferentes rituales y supersticiones.  De verdad que merece la pena darse una vuelta por este pueblo, tienes unas casas preciosas, calles de piedra con construcciones típicas del pirineo.

Esconjuradero

Asín de Broto


Nos aojamos en Oto, en casa Herrero, que la atiende una mujer muy maja, este pueblo tan pequeño es ideal para tranquilidad y bien cerca tienes Broto, Ordesa, Bujaruelo…


El sábado lo dedicamos principalmente a llegar a Oto, con todas esas paradas por lugares entrañables y visita por supuesto a Broto y su cascada de Sorrosal que ya conocíamos por haber echo la ferrata.


El domingo fuimos a nuestro destino y como os podéis imaginar no hicimos realmente ninguna excursión, primero porque el grupo de delante en una placa de hielo una de las chicas se cayó y se rompió o salió el tobillo, vino una ambulancia hasta el refugio de Bujaruelo, el helicóptero, la guardia civil… menudo despliegue….


Y por otro lado porque nosotras ahora andamos a pasitos muy pequeños porque todo lo que vemos es nuevo y extraordinario: una piña, una piedra, unas hojitas, ese pájaro que vuela, nos podemos pegar una hora tirando piedrecitas al río y con cada chapoteo una algarabia.




Así son nuestras excursiones ahora, con otros ojos que nos hacen ver cosas que teníamos muy cerca pero no sabíamos mirar.

domingo, 19 de marzo de 2017

Extepa Trail


La Extepa Trail es una carrera de montaña que tuvo su primera edición el año pasado y donde ya corrieron varios miembros de la UDV, incluso haciendo podium nuestra compañera Esther.

Pero lo que más cautivo a mis compañeros fue el veggie corner, un espacio en el aperitivo post carrera específico para vegetarianos y veganos que debió ser bastante espléndido.

Este año como nos tratan tan bien decidimos apuntarnos y aprovechar para juntarnos.

Yo andaba bastante tranquila porque en la carera de Robres me vi bastante bien y esta eran sólo 100 metros más de desnivel y 1 km más. Tranquila hasta el día anterior que me empezaron a comentar que si había muchas cuestas que si era dura… y en es momento empecé a dudar, a ver si lo voy a pasar muy mal y si me rallo…

Y llego el día de la carrera, justo llegamos a las 9:30 a la línea de salida que era la hora de salida para los que hacían los 21km , así que a Ivan y José no pudimos darles ánimos ni hablar con ellos. Nos juntamos con Fede y Marta, Sejo y Luis que ya había llegado antes a animar a Iván y Jose. En media hora salíamos los de la corta de 11km, un poco de calentamiento que con el cague que llevo ya sólo me falta ahogarme en la primera cuesta.


El equipo veggie maño

Bea sin muestras de aparecer, así que nos colocamos en la salida, Sejo y Fede prefieren ponerse al final del todo, yo un poco en el medio, no me pase lo de Robres que total me paso igualmente.

Salimos, voy a mi ritmo y en el km 1,5 ya empieza una cuesta dónde la gente ya se para, yo hasta la subo corriendo, Fede me adelanta, ya no lo volveré a ver hasta la meta.

La carrera es un baja sube constante hasta dónde no hay cuestas bajas y subes, así que las piernas se cargan bastante. Antes de llegar avituallamiento (km 5,7) pillo un grupo de gente que creo que andando iba más rápido que a su ritmo corriendo, es más lo comprobé, jejejej pufff eso me mato y no había manera de adelantar y para añadido al que llevaba delante le cantaba el sudor horriblemente, casi me anestesia. En cuanto llegamos a una zona que se podía adelantar lo hice, era eso o no se si a ese ritmo superaría la carrera…

Avituallamiento y menuda cuesta que hay que subir, ¡madre mía! Esta claro que andando a la marcha. No os creáis que después de esto era todo ya bajada, no, no, hubo cuestas hasta prácticamente el final. Entre el km 9 y 10 creo, vi a Luis, Marta y Esther animando (gracias!!!!!), aquí parecía que estaba ya todo echo pero más cuestas, aquí os aseguro que me acorde de los de 21km.




Llego a la meta y allí esperándome my family!!!! La peque diciendo más, más… le parecerá poco….¡Sorpresa! Bea había llegado a la carrera justo cuando salíamos y había llegado a la vez que Fede a meta, qué mujer!


Y el tan nombrado veggie corner.. no defraudo: salchichas, hamburguesas, queso vegano, patés…. Gracias a Ahimsa 


Y como no tenemos saque, aún nos fuimos a comer todos juntos después.


¡Venga que al año que viene entrenamos!

sábado, 11 de febrero de 2017

Didola: cafetería librería para tod@s

Por fin hemos conocido Didola, Cafetería y librería para tod@s, como ellos dicen; "un lugar de encuentro para quienes se preocupan por la educación, el arte o la salud, con especial atención a  los más pequeños"




Lo que más nos gusto es que es un sitio dónde los peques tienen un montón de libros, juguetes y espacio para entretenerse.

Mucha luz natural y un gran espacio para que corran, jueguen y se relacionen entre ellos. Por supuesto sobra decir que debe estar pendiente de ellos, no porque sea un lugar para niños debes despreocuparte.




En Didola además de poder tomarte algo a la vez que los peques juegan, tu lees o conversas, organizan una gran cantidad de actividades como cuentacuentos, charlas, talleres sobre BLW, creatividad, ciencia, a cúal más interesante.

Desde luego un lugar muy original que hacía falta en Zaragoza, al que auguramos un gran futuro y que puede contar con nosotros como seguidores de todas sus actividades.




¡Qué casualidad que se encuentre en la calle María Montessori! 


domingo, 22 de enero de 2017

Trail de Robres (Huesca)



Nervios, muchos nervios en esta carrera porque no sabía qué tal se me daría. Las carreras por normal general me agobian, corro mucho mejor cuando voy sola con Joyu, por eso nunca se cómo voy a responder en las carreras.

A esta carrera íbamos Ivan, otro compañero de la UDV y yo, pero al final estaba lesionado y me quede sola, dí que nada más llegar ya me encontré alguna cara conocida, que siempre parece que relaja. El día salió nublado y con mucho frío, camino a Robres se pone a chispear: “Lo que me faltaba que llueva”

Llegamos, cojo mi dorsal y parece que ya no llueve y parece que se va a quedar una buena temperatura para correr, hasta me cojo las gafas de sol, hay que ser optimista.

Mucha gente, mucho ambiente, me da tiempo de calentar un poco y me pongo al final de la salida. Creo que fue un error colocarme tan atrás, no porque yo sea una liebre, sino porque había gente bastante más lente y porque cuando comenzaron las cuestas era senda y se empezaron a formar tapones y aunque quisieras subir corriendo no podías y cuando se llaneaba y la gente corría, tres cuartos de lo mismo, sólo se podía correr al ritmo de todo el pelotón y en las bajadas ya un horror, entre los que se lanzaban y los que tenían mucho miedo y ocupaban toda la bajada.



Esto hizo que me entrará el flato en el kilómetro 6 (hacía años que no me entraba) pero el no ir a mi ritmo y estos cambios no me sentaron bien. Aún con todo muy contenta, la termine en 1:01, así que genial.

Al terminar había chocolate, tentempiés, fruta y cervezas para todos los asistentes, no sólo los corredores sino todo el que se había acercado a animar.

La organización genial, el comentador muy bueno, animo a tod@s y no paro de recordar la importancia de tod@s, desde el que llega primero al que llega el último, la carrera la hacen tod@s.


Ambiente, organización y carrera totalmente recomendable.